Fabricantes de herramientas: en medio del fuego cruzado de los aranceles

La consultora Laurie Harbour asegura que los fabricantes de herramientas provocan una ola de facturas más elevadas para la industria automotriz.

Los fabricantes de automóviles y los proveedores que trabajan en las plataformas de los nuevos vehículos enfrentan un punto que amenaza su rentabilidad: el costo de las herramientas para construir dichas plataformas.

Laurie Harbour, consultora que trabaja estrechamente con los proveedores norteamericanos y las industrias de herramientas y troquelados, asegura que los fabricantes de herramientas están agregando el costo de los aranceles a sus precios.

Y advierte que de los talleres de herramientas proviene una ola de facturas más elevadas de lo esperado, que pronto golpearán a la industria automotriz. Los fabricantes de herramientas están lidiando con los precios más altos del acero como resultado del nuevo arancel estadounidense de 25 por ciento sobre el metal, a lo que se suman los aranceles sobre determinadas herramientas automotrices hechas en China.

Los moldes de inyección importados se han visto golpeados por un arancel, lo cual está desatando la incertidumbre en la industria de herramientas, asegura Harbour, directora general de Harbour Results Inc., ubicada en la zona suburbana de Detroit.

Durante las dos últimas décadas, en la producción de herramientas automotrices ha tenido lugar un gran cambio, atribuible al surgimiento de China como una fuente clave para los fabricantes norteamericanos.

El panorama se complica aún más si se piensa en cómo Estados Unidos y Canadá resolverán el hasta hace poco conocido como Tratado de Libre Comercio de América del Norte (NAFTA, por sus siglas en inglés). Alrededor de 80 por ciento de los moldes de inyección para la industria automotriz se producen tradicionalmente en Canadá, particularmente en Windsor. En algunos casos, las empresas canadienses de herramientas dependen de contenido de Tier 2 procedente de China.

“Todas las herramientas de Windsor se enfrentarán a un impuesto agregado”, explica Harbour. “Esto cambiará la ecuación en todas las partes y en todos los vehículos que dependen de esas herramientas”.

Y añade: “Un 25 por ciento adicional al precio de un artículo puede tener un enorme impacto en su margen de rentabilidad. No está claro quién va a absorber el sobrecosto. Si yo fuera fabricante de herramientas, eso podría significar todo mi margen”.

Los proyectos de vehículos requieren grandes cantidades de nuevas herramientas. Tan sólo un paquete para los paneles frontales podría suponer la creación de 50 herramientas. El rediseño de un vehículo podría involucrar pedidos de herramientas por un valor de 200 millones de dólares.

De acuerdo con Harbour, los talleres de herramientas y los proveedores están tratando de descifrar cómo les afectarán los aranceles a los moldes, el acero y el aluminio. Algunos clientes de sus clientes han solicitado no recurrir a China para abastecerse de las herramientas que necesitan ahora para los programas de los vehículos futuros. E, incluso, a algunos proveedores se les ha pedido reembolsar el monto de los pedidos de herramientas levantados con distribuidores chinos.

El nuevo escrutinio fronterizo está requiriendo que los proveedores canadienses de herramientas presenten certificados de origen para dar cuenta del contenido de sus productos. Harbour está recomendando a sus clientes que les encarguen a gerentes comprometidos hacer el seguimiento de los problemas de comercio.

“Visto del lado positivo, esto podría ser una buena noticia para los productores de herramientas estadounidenses”, advierte Harbour. “Ya estamos viendo que parte de las herramientas han dejado de hacerse en China para regresar a América del Norte. Creo que podríamos ver a muchos clientes diciendo que es demasiado riesgoso depender de las herramientas importadas y optando por hacer aquí lo que necesitan”.

“Pero el problema en este momento es la incertidumbre”, concluye la consultora. “Estos programas se ciñen a un calendario muy justo. No hay mucho tiempo para factores desconocidos”.

Puede contactar a Lindsay Chappell en lchappell@crain.com


Boletines Electrónicos
  • Boletines generales
  • (Días de la semana)
  • (Lunes)
  • (según sea necesario)
  • Puede darse de baja en cualquier momento a través de enlaces en estos correos electrónicos. Para más información, vea nuestro Política de Privacidad.